Compartir

Dominando 8 idiomas más los dialectos, el brasileño poliglota anima a los pasajeros del taxi. Especialmente a los turistas extranjeros. 

&nbspBrasileño poliglota es atracción en Osaka
Al volante, el brasileño poliglota “Pere-chan” está satisfecho cuando el cliente dice que quedó animado (Mainichi)

En el taxi los pasajeros siempre preguntan “de dónde es usted” y así comienza un diálogo. “Quiero que los clientes estén alegres cuando entran al taxi ”, explicó el brasileño. Su mayor satisfacción es cuando el pasajero dice “gracias, quedé animado”, cuenta.

Julio Pereira, 44 años, residente en Hirakata (Osaka), es poliglota – 8 idiomas más los dialectos – es uno de los  5 conductores de taxi extranjeros. 

Con tantos turistas de varios países visitando Osaka – más de 9,4 millones en el año pasado – las compañías vienen contratando conductores extranjeros. Julio es uno de ellos, al lado de colegas egipcios, chinos y coreanos, trabajando para Sakura Taxi, en la ciudad  de Osaka (provincia homónima). 

Además del portugués, él habla inglés, japonés, coreano, chino, alemán, francés y español. También habla los dialectos de Osaka, Akita u Okinawa. Él es poliglota y adora estudiar idiomas, dice para el reportaje de Mainichi Shimbun.

Brasileño poliglota: perfil

Nacido en Río de Janeiro, Julio Pereira inició judo  a los 12 años. Ese fue el despertar por la  cultura japonesa. En la universidad estudio japonés y alemán. Vino a Japón como becario para Okinawa, donde vivió por un año. En 1998 de mudó para Osaka, ingresó  en el posgrado para estudiar dialectos. Reside en Hirakata con su familia, esposa japonesa y 2 hijos. 

Antes de ingresar como conductor en Sakura Taxi, trabajó como intérprete, fue profesor universitario, empleado de Apple y otras ocupaciones. Solicitó la licencia para habilitarse a taxista porque quiso usar sus habilidades de diversos idiomas. Ingresó  en la compañía en setiembre del año pasado y debutó en el mes siguiente como el primer conductor extranjero. 

“Por su personalidad amigable luego se tornó popular. Entre los colegas es llamado  de Pere-chan”, describe el reportaje.

Fuentes : Mainichi Shimbun y DMenu

Foto: Mainichi Shimbun
In this article

Otras Noticias