Compartir

Más de mil policías, apoyados por el Ejército, ocuparon el domingo, en 15 minutos y sin necesidad de efectuar disparos, el más peligroso feudo del narcotráfico de la ciudad brasileña de Río de Janeiro, el Complexo da Maré.

Policía brasileña asume control de favelas de Río de Janeiro

Los militares se hicieron con el control del Complexo, formado por 15 favelas, haciendo uso de 14 vehículos blindados de la Marina y fusileros navales, así como de helicópteros y aviones no tripulados (drones).

Durante la operación, al menos 13 personas fueron detenidas, lo que hace que el número total de arrestados llegue a la cifra de 118 personas desde el inicio del cerco a la favela. La policía también incautó drogas y armamento ligados a “Menor P”, sindicado líder del narcotráfico en la zona.

El Ejército tiene como misión mantener el control de las favelas hasta el próximo 31 de julio, dos semanas después de la final del Mundial de Fútbol; no obstante, tal fecha puede extenderse más, como precisan las autoridades brasileñas.

La policía ha ido ocupando paulatinamente las favelas, donde viven cerca de 130.000 personas.

El Complexo da Maré se encuentra en un sitio estratégico, debido a que está cerca del Aeropuerto Internacional de Río de Janeiro, además de atravesar los principales accesos a la citada ciudad.

Esta zona, controlada durante décadas por el narcotráfico o milicias parapoliciales, se ha convertido en una “Cracolandia”, con decenas de adictos al crack que se instalan en sus márgenes.
Fuente hispantv.com

In this article

Otras Noticias